domingo, 17 de noviembre de 2013

LOS DERECHOS DE LOS PEATONES

Ante el peligro público que representan los chóferes y su desprecio del Código Rutero, los peatones resolvieron defenderse. Es así como el 17 de noviembre de 1969, se celebró en la Haya el Congreso de la Federación Internacional de peatones, bajo la presidencia de R. Laoeyre, presidente de la delegación francesa de “Los derechos de los peatones” y con asistencia de delegados de Gran Bretaña, Francia, Bélgica, Alemania Federal y Holanda.
Los participantes dejaron constancia de que el peatón no sólo está expuesto a la muerte repentina en cualquier cruce de calle sino también a envenenamiento por los gases que se escapan de los automóviles y otros tipos de trastornos físicos o mentales debido al ruido de los vehículos y la polución atmosférica.
En su declaración final el Congreso preconizó la constitución en cada país de un organismo nacional para la defensa de los peatones, el cual debe ser reconocido legalmente; sin embargo, poco se ha materializado en ese sentido, por lo menos en Venezuela, donde el transeúnte o peatón está permanentemente expuesto a la velocidad incontrolada de los automotores, a los abusos de los conductores y a la contaminación sonora y del monóxido de carbón que expiden los automóviles.


La mayor preocupación por la contaminación que produce el tráfico rodado se refiere a las zonas urbanas, en donde un gran volumen de vehículos y elevadas cifras de peatones comparten las mismas calles. Ciertos países controlan ya los niveles de contaminación de estas zonas para comprobar que no se sobrepasan las cifras establecidas internacionalmente.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada