sábado, 11 de enero de 2014

FERNANDO DE MAGALLANES

Hernando de Magallanes del museo Madrid.jpg
        11 de enero de 1520.    Fernando de Magallanes, un portugués al servicio de España, que se había propuesto, consiguiéndolo, demostrar prácticamente la esfericidad de la tierra, arribó el 11 de enero de 1520, a la desembocadura del Río de Plata, después de zarpar de San Lucas  de Barrameda,
            Persuadido Magallanes de la conjunción de los mares, buscaba, costeando la América del Sur, un paso del Océano Atlántico hacia el Pacífico que hiciera posible la circunvalación de la tierra.
            Una vez cruzado el Atlántico, las cinco naves de Magallanes, alcanzaron el cabo de San Agustín, en Brasil, y desde allí emprendió la navegación hacia el Sur. Al llegar a la desembocadura de Río de la Plata, lo supuso como un posible paso hacia occidente, pero cerciorado luego de lo imposible, reanudó la navegación hasta la bahía de San Julián, donde empezó la invernada. Aquí se vio obligado a hacer sumaria justicia de varios cabecillas de revueltas y a fines de agosto prosiguió el viaje con una nave menos que había encallado.
            El 20 de octubre, desde cinco millas de la costa, divisaron los tripulantes un promontorio detrás del cual el mar formaba una especie de golfo, que llamaron de las Once Mil Vírgenes. Habían llegado al anhelado estrecho. Era un brazo de mar que comunicaba con otro mar. Después de previas exploraciones se aventuraron por él y entraron impávidos en el Gran Océano Pacífico. Tres meses tardaron en surcarlo, y,  tras horribles penalidades, llegaron a la Isla Mariana, y poco después a las Filipinas, donde Magallanes encontró la muerte en lucha contra los naturales. Sebastián Elcano, el segundo de abordo, culminó la gran empresa náutica con la cual quedó demostrada la redondez de la tierra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada