jueves, 31 de julio de 2014

ANIVERSARIO DE TUCUPITA


El 31 de julio de 1848 se registra como la fecha de fundación de Tucupita,  gracias a la iniciativa de los marinos y pescadores margariteños Juan Millán, Julián Flores, Tomás Rodríguez, Pedro Moreno y Regino Suira.
De acuerdo con el trabajo de investigación de Domingo Ordaz, promovido en concurso por la gobernación deltana, la fecha de fundación de Tucupita es el 31 de julio de 1848. Sin embargo, vale decir, que sus primeros habitantes y auténticos fundadores son los Warao o waraúnos que conforman la mitad de una población superior a los cien mil habitantes que tiene el Delta diseminada en una extensión de 40.200 kilómetros cuadrados.
La mayor parte de esa extensión territorial Deltana es agua,  agua formando islas, brazos y caños en una superficie de 20.600 kilómetros cuadrados.  El resto es la tierra firme o zona alta situada en la margen derecha de Río Grande.
El Delta, segregado de Provincia de Guayana en 1884 para transformarse en Territorio Federal, es hoy un Estado Federal  y está políticamente dividido en tres Departamentos: Antonio Díaz, capital Curiapo que abarca desde el brazo principal del Orinoco, Boca Grande, hasta la Barra de Guiniquina; Departamento Tucupita, Capital Tucupita, delta central, desde Baño Mánamo hasta la Barra de Cocuima y Departamento Pedernales, parte septentrional del Delta, frente al Océano Atlántico y Trinidad.
Tucupita que fue siempre una isla en medio del Delta orinoqueño quedó a partir de 1968 comunicada con el resto del país a través de diques marginales protectores que causaron el cierre del caño Mánamo, lo cual permitió a la vez recuperar grandes extensiones de tierras hoy de lleno incorporadas a la agricultura y la cría.  En la Isla de Guara, por ejemplo, se logra anualmente un promedio en la producción de arroz de                 10 millones de kilos y pastan allí mismo en forma permanente más de 25 mil cabezas de ganado.
Y así como la tierra deltana es buena y feraz para la agricultura y la cría, así mismo es prodigiosa para la caza y la pesca. En el Departamento Antonio Díaz  existe un Centro de Operaciones para el Desarrollo Agropecuario y Pesquero que mantiene activa a la totalidad de la población, de la cual el 80 por ciento es indígena.
En el Delta hay una fábrica de enlatados del Palmito que compite airosamente                      con el famoso espárrago importado que tanto degusta el venezolano en las ensaladas.                Y otra fuente de ingreso de la población son los aserraderos y explotación del mangle y demás especies madereras que los lugareños, especialmente hombres Warao eslabonan en una especie de “tren” acuático que navega autotransportada desde lo más lejanos puertos hasta el aserradero de Arawaibisi.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada